Shadow of the Colossus

Seguir
9.5

Sobresaliente

Uno de los videojuegos más esperados del año ya está aquí, la obra de Bluepoint, el remake de Shadow of the Colossus para PlayStation 4 ya está en las tiendas y nos da una nueva oportunidad de volver a jugar a esta maravilla del género de los videojuegos. Casi trece años han pasado ya desde que Team ICO lanzó esta obra en PlayStation 2 y con la firma de Fumito Ueda, que posteriormente llegó en adaptación a la alta definición en PlayStation 3 junto a ICO y que ahora se encuentra disponible de forma totalmente renovada en PlayStation 4. Esto es un claro ejemplo de cómo deben de llegar los videojuegos que realmente son necesarios traer a la actual generación de consolas, con tanto empeño y mimo y trayendo lo mejor que tenían y potenciándolos con importantes novedades.

Muchos hemos podido jugar ya las tres versiones y podríamos decir, ¿qué cosas nuevas nos puede aportar Shadow of the Colossus en nuestras PlayStation 4? Sinceramente diremos que cada partida es diferente, es algo nuevo, una experiencia única y memorable que es difícil de explicarla con palabras. Como bien dirían muchas personas, es algo que “hay que jugarlo”, y realmente tienen mucha razón. La emotividad, la innovadora mecánica jugable que lució en su momento, esa sensación de soledad y al mismo tiempo tener un lugar que explorar y cómo no, los colosos a los que hay que hacer frente es algo que pone la piel de gallina a cualquier aficionado al mundo de los videojuegos. Esto, sumado a su desarrollo prácticamente de nuevo, luciendo unaspecto gráfico impresionante en PlayStation 4 Pro y aderezado con la banda sonora compuesta por Kow Otani dan una mezcla sin parangón.

16 colosos contra los que enfrentarte.

Wander y Agro en una aventura colosal

Wander, un solitario caballero se encuentra cabalgando en una tierra prohibida junto a su fiel corcél Agro, ambos se dirigen a un santuario que se encuentra en mitad de la nada, en una solitaria región. Allí, en un altar, reposan los restos de una joven conocida como Mono. Este la hace descansar en un altar cuando de pronto unas sombras atacarán a nuestro protagonista, este tras hacer uso de su vieja espada y derrotarles conocerá a Dormin, a quien Wander rogará por que le sea devuelta el alma a Mono y regresar a la vida. Esto no será una tarea fácil, dada la dificultad de su petición promete que verá su deseo cumplido si derrota a los dieciséis colosos que se encuentran habitando la región. Cada uno de ellos tendrá la clave con la que devolverla a la vida. Esto conllevará un gran precio además, por cada coloso que caiga, el aspecto de Wander empeorará y el de Mono mejorará. ¿Estás dispuesto a pagar un alto precio por la vida?

Una historia simple pero muy profunda, que alberga un gran sentimentalismo al mismo tiempo que hace reflexionar mientras se juega. Esto es un tópico clásico en los juegos de Fumito Ueda, tal y como pudimos ver en otras obras del mismo autor de la talla de ICO o The Last Guardian. Esto nos hace comprobar a la perfección de que una buena historia no es la que más personajes integre o mayor extensión, sino que la emotividad, epicidad y en algunos casos incluso la ética lo hacen meramente irrepetible. Una vez conocida la trama, ya estaremos preparados para subirnos a lomos de Agro e investigar esta extensa región en la que Wander tendrá que dar caza a los colosos, todos de forma distinta y muy original.

Cada coloso tendrá un punto débil único que descubrir.

Novedades en lo jugable y lo técnico

Algo que nos daremos cuenta desde un primer momento, siempre y cuando seamos más veteranos en el género y tuviésemos la oportunidad de jugar al original o su remasterización en PlayStation 3, es que los controles han sido sometidos a una serie de cambios que hacen mejorar la experiencia de juego y los simplifican. Algo que a muchos molestaba era su cámara, realmente molesta en muchoss momentos y pecando de ortopédica, esto y muchas más cosas han sido vistas por los desarrolladores y ahora goza de una mayor libertad para movernos. Una de las novedades que más ha publicitado la propia desarrolladora es la opción de capturar fotografías de los momentos que deseemos, algo parecido a lo que se pudo ver en juegos como Horizon: Zero Dawn o Uncharted: The Lost Legacy.

Esto da la posibilidad de parar la partida y crear una auténtica instantánea. En esta ocasión la cámara es totalmente libre, dejándola girar 360 grados y con múltiples opciones para obtener la mejor instantánea. Esta modalidad incorpora un amplio abanico de opciones entre las que se incorporan filtros, que también pueden ser usados de manera permanente en la partida, efectos como desenfoques o simplemente la opción de colocarte para crear una fotografía única. Esta opción nos ha encantado, resulta muy entretenida y ver los trabajos realizados por los jugadores y que se comparten a través de las redes sociales o sus perfiles en PlayStation 4 es algo único, capturas memorables y que dejan ver muy clara la esencia de Shadow of the Colossus.

La soledad y emotividad son dos conceptos muy utilizados en el título.

Entrando más en el plano jugable veremos como la soledad es uno de los aspectos que quedan patentes en la aventura. Estaremos totalmente solos en la aventura, sin más personas con las que poder compartir la experiencia que con nosotros mismos. Las peligrosas tierras de esta región estarán habitadas por unos colosos a los que habrá que hacer frente y a los que deberemos descubrir su punto débil por nosotros mismos. Por lo tanto, insistiendo, no habrá pueblos con habitantes, ni tiendas en las que comprar armas y dialogar. Solo Wander, Agro y su espada para perseguir su objetivo. Movernos por el mapeado es una auténtica gozada y maravillará a aquellos que disfrutan con la exploración y entornos de mundo abierto. De hecho, la sensación de andar totalmente perdido y ver un coloso a la distancia es algo indescriptible, su majestuosidad es algo que ya pondrá tus nervios a prueba. No todos estos enemigos atacarán en primera instancia, algunos simplemente se limitarán a caminar y pasar de largo mientras que otros no dudarán en atacarte para acabar con tu vida. Esto es algo que va con su naturaleza, con su instinto y cada uno de ellos es totalmente distinto al anterior.

Un coloso, un rompecabezas diferente

Una vez nos enfrentemos a ellos entra en combate la mecánica que lo ha hecho un auténtico referente, escalarlos hasta lo más alto e investigar en su superficie cual es su debilidad. Las batallas priman por su originalidad y más teniendo cuenta en que el protagonista tiene una barra de cansancio, por lo que no podrá estar moviéndose eternamente y hará que tengamos que reaccionar rápido o encontrar lugares en los que resguardarnos. Estas mecánicas se asemejan a las de un puzzle, cada coloso tiene un enigma a sus espaldas y habrá que descifrarlo para encontrar su punto débil. No vamos a entrar mucho en detalle en como se desarrollan las batallas, qué jefes se tienen y como se vencen. Simplemente debemos deciros que son épicos, cargados de emoción y la sensación de derrotarlos es indescriptible, siendo todos y cada uno de ellos diferentes del anterior y que proporcionarán algo inédito en cada momento de juego. El principal objetivo será escalar sobre sus pieles, andar sobre plataformas, encontrar la manera de llegar a su punto débil y apuñalarlo repetidamente hasta derrotarlos. Esto tiene por contra las sacudidas que dará al estar dolorido y puede producir una caida de nuestro protagonista.

Técnicamente sobresaliente con unos entornos grandes y repletos de detalles.

Vencerlos requerirá una gran cantidad de tiempo dado que sus puntos débiles no se encuentran tan a la vista y para encontrarlos necesitarás de mucha paciencia. Su dificultad no es alta, cuenta con una curva eficientemente ajustada y que propone un desafío distinto con cada enemigo.

Un punto que podría o no gustar son las largas caminatas que darás en el vasto mundo de Shadow of the Colossus. Algo que puede ser disfrutado por unos y odiado por otros, pero sin ninguna duda es un aspecto que no debe ser comparado ni por asomo con Hyrule y la saga Zelda, puesto que el juego de Fumito Ueda quiere plasmar la soledad y la búsqueda de los colosos como una experiencia. Por otra parte las peleas contra los colosos no dejan de ser auténticos puzzles en movimiento, tornando la epicidad en auténtico rompecabezas.

Técnicamente sobresaliente

Su aspecto gráfico es uno de los puntos más importantes de Shadow of the Colossus. El trabajo que se ha realizado en lo técnico es encomiable, partiendo de cero y creando este universo de nuevo para transmitir toda su magia y epicidad. El universo es de grandes dimensiones en el que podemos perdernos, dejarnos llevar y aventurarnos a buscar a los colosos. Estos enemigos son muy diferentes los unos de otros, contando con unos diseños muy bien trabajados, con muchísima personalidad y mecánicas que desafían el ingenio. La tarea en cuanto a texturas ha sido muy bien realizada, totalmente nítidas y llenas de detalles. Todo esto se ve elevado a su máximo exponente en PlayStation 4 Pro, luciendo a 60 frames por segundo. En ambas versiones de la consola luce unos efectos de iluminación y partículas realistas.

Un juego sobresaliente a precio reducido.

La banda sonora continúa igual de increíble, preciosa y emotiva que en el juego original. Kow Otani creó una serie de melodías cargadas de epicidad en los momentos que nuestro protagonista se cruza y lucha contra un coloso, son unos temas para enmarcar, con notas vibrantes y que muchos guardan con buen recuerdo. En otras situaciones en las que la emotividad se encuentra presente envuelve muy bien ese momento con notas suaves y relajadas. En cuanto a efectos sonoros incorpora sonidos realistas y que trasladan eficientemente al campo de batalla.

Remake de una obra maestra a precio reducido

Bluepoint ha hecho un trabajo sobresaliente con el remake de Shadow of the Colossus en PlayStation 4. En su original era un gran juego y con esta nueva versión se eleva a su máximo exponente, trayendo nuevamente su emotiva y bella historia, mecánicas mejoradas en cuanto a sus controles y cámara, además de un avanzado modo de captura fotográfica. Por último destacamos su espectacular aspecto técnico, luciendo de una manera excelente en PlayStation 4. Sumando todos estos contenidos nos dan un juego prácticamente perfecto y que junto a su precio precio reducido es un título más que obligatorio para tu colección.

Lo mejor:

  • Las variadas mecánicas de las luchas contra los colosos.
  • Novedades en cuantos sus controles y cámara.
  • Gráficos mejorados.

Lo peor:

  • Secuencias excesivamente largas.
  • La sensación de soledad podría no gustar a algunos jugadores.
  • El sistema de agarre y escalada puede fallar en ocasiones.
9.5

Sobresaliente

Historia - 9.5
Jugabilidad - 9
Gráficos - 9.5
Sonido - 10
26 inviernos. 22 años desde que mi madre me dio un mando de NES y comencé en este gran mundo. 10 años en el sector de la prensa del videojuego que tantas alegrías me ha dado.

Lost Password

Sign Up

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies