Diablo III: Eternal Collection

Seguir
7.3

Notable

Una de las principales licencias de Blizzard llega a la consola híbrida de Nintendo. Con un reciente anuncio, no han pasado más de tres meses desde que el juego confirmó su lanzamiento en el sistema y ya por fin podemos disfrutarlo: Diablo III: Eternal Collection ya es una realidad. Diablo es una franquicia que tiene un gran recorrido, sobretodo en PC, viendo cómo sus principales entregas han desembarcado primero en ordenador, siendo ejemplos claros Diablo y Diablo II. Concretamente el primero de los juegos pudo ver como su lanzamiento quedó expandido a PlayStation, dando la oportunidad a aquellos usuarios que no disponían de un PC de probar esta obra maestra de Blizzard.

En su tercera entrega pareció que la cosa cambió, siguiendo la misma estela de llegar a ordenadores pero poco después se confirmaron versiones para sistemas domésticos y quedando aparentemente este círculo cerrado. Pero esto no ha quedado así, los usuarios de Nintendo no debían de perderse esta joya de Blizzard y en agosto se confirmó su presencia tras una filtración que poco después fue anunciada por la desarrolladora. Cinco años después de su llegada Nintendo Switch ya dispone de él. ¿Cómo habrá sido su adaptación a sus controles y su rendimiento en el sistema híbrido? Descúbrelo con nosotros.

Una gran experiencia de rol llega a Nintendo Switch.

Y los cielos temblarán

Desde el inicio de los tiempos, la luz y la oscuridad se encuentran inmersas en una lucha sin descanso donde la muerte y el derramamiento de sangre son algo habitual. El Gran Conflicto intenta dirimir quién de los dos bandos, órden o caos será quien mande y se haga con el control de todo el mundo. Mientras los encargados de la luz cuentan con la ayuda de los ángeles y arcángeles, la oscuridad tienen a tres señores demoníacos. Baal, el señor de la destrucción, Mefisto, del odio y Diablo, el señor del terror. Tras muchos siglos aparece en escena la raza humana, que a través del libre albedrío decide unirse al bien o el mal, dando orígen a la Guerra del Pecado. Esto rompe el fino alambre que uno a las divinidades de los humanos, haciendo que otras dos figuras entren: Belial y Azmodan. Esto prosigue en un conflicto que parece interminable y en el que tu personaje deberá de luchar.

Para comenzar debemos de mencionar qué es y cómo se juega a Diablo. Desde sus inicios en el 1996 es una formula que se ha ido perfilando poco a poco y mejorando gracias al feedback de los jugadores. Su perspectiva isométrica con la que ver todo lo que acontece en el escenario, enemigos y NPC que te rodean son algo muy clásico y que Blizzard supo comprender y explotar al máximo. Gracias a este ángulo permitía moverse de una manera sencilla por los mapeados a través de clicks, aunque en esta ocasión utilizaremos los sticks, y se da la ocasión de curar, resucitar, destrozar a los rivales que vayan surgiendo a tu paso y mejorar a tu personaje. El ángulo mencionado anteriormente llega de nuevo completamente bloqueado, algo que lógicamente sería inviable en consolas y restaría puntos a su experiencia jugable.

Se conserva su perspectiva isométrica y ángulo bloqueado.

Personalizar a tu personaje, la principal tarea

Tu personaje será una extensión de ti a lo largo de la aventura, a medida que se vayan resolviendo misiones o eliminando enemigos y jefes se irá incrementando la experiencia, pudiendo aprender nuevas habilidades y orientando su clase a algo que busquemos. Como buen juego del género de rol se ha hecho que sea absolutamente lineal además de simple en sus mecánicas, pero muy complejo a la hora de personalizar y moldear a tu avatar. Cono que sea lineal no significa que la aventura sea un camino de rosas, de hecho es justo lo contrario, la saga Diablo siempre ha visto caracterizada su jugabilidad en la complejidad de sus combates y en mejorar constantemente a tu personaje. A medida que avancemos en la aventura iremos descubriendo que crearlo y mejorarlo no es tan sencillo como parece, dada la aparición de las clases, algo que permite destinarlo a unas tareas más concretas.

Estas son de lo más variadas y que se adaptan a las necesidades de cada tipo de jugador, aquellos que busquen atacar con mayor poder y no jugar con factores defensivos mientras tenemos otros orientados más a la magia. El primero de ellos es el Bárbaro, de gran fuerza y con buenas habilidades ne el cuerpoa cuerpo usando enormes armas a dos manos. El cruzado, un poderoso caballero de arma metálica y que portan un mangual entre otras armas, luchan cuerpo a cuerpo pero a diferencia del Bárbaro lo hacen a media distancia. La cazadora de demonios ataca a distancia con proyectiles como las granadas o haciendo uso de ballestas y arcos. Como curiosidad, esta se cura de manera más rápida que el resto. La sabiduría de los monjes y su gran velocidad en el campo de batalla será algo que pueda venir muy bien. El derramamiento de sangre es algo que aprovecha y de manera efectiva el Nigromante, maldiciendo a sus enemigos dominando la vida y muerte de estos. El médico brujo invocará muertos, alimañas y todo tipo de criaturas que hacen uso de veneno, ácido y fuego, además de utilizar el maná para curarse lentamente. Cerramos con la Maga, usando elementos arcanos que manipulan todo a su alrededor para congelar, incinerar o inmovilizar además de curarse rápidamente.

Personaliza a tu personaje y explota sus habilidades.

Múltiples clases con gran nivel de personalización

Como podéis apreciar, las posibilidades son muy amplias y una vez encontrados todos los beneficios, también vemos que tienen sus propias pegas. Por ejemplo que no todos podrán utilizar unas armas concretas, además de que no pueden portar armaduras que parezcan más interesantes, por lo que esto redondea la igualdad en la aventura y equilibrando a todos los tipos. También hemos notado que la mayoría de las habilidades tienen sus pros y sus contras, así cómo sus mejorías, por lo que desde el juego se obliga en cierta medida a investigar y mejorar a tu avatar con paciencia. Por lo que una vez elegida tu clase y género, ya estarás a punto para entrar en el mundo de Diablo, en el que se determinará el papel que desarrollarás en la aventura y cómo tendrás que desenvolverte en el escenario. Como viene siendo habitual, cada uno tiene su propio Maná con el que habrá que saber jugar. Tu personaje tiene su barra de salud, puntos de habilidades a repartir o de ataque. Es conveniente saber equilibrarlos eficientemente, para tener una vitalidad extensa así cómo unas habilidades poderosas y no acabar pereciendo en el escenario en cuestión de segundos. Valga la redundancia, las habilidades puedan asignarse de dos maneras, una de forma manual y otras a través de su modo automático que las introduce en las categorías. Cada clase tiene varias docenas entre las que elegir, además de la gran cantidad que se van desbloqueando con el paso de las horas.

Como bien hemos dicho anteriormente, Diablo III: Eternal Collection es un juego de rol con todas las de la ley, haciendo que nos desplacemos por el campo de batalla, derrotemos súbditos o jefes finales, ganemos experiencia y superemos misiones. Posteriormente mejorar al personaje con la experiencia ganada y continuar. Este es el bucle que sigue el título y que aún parezca ser repetitivo no lo es, puesto que cada escenario es diferente, tiene personajes nuevos que hallar y con mecánicas distintas con las que interactuar con ellos. Las misiones se estructuran en las de aventura y secundarias, ambas siendo lo suficientemente interesantes para avanzar en la trama o simplemente o conseguir más experiencia. Algunas incluso incorporan desafíos rápidos te darán más oro y suculentos botines. Todo esto lógicamente te llevara a multitud de lugares como campo abierto, desiertos, mazmorras o catacumbas.

Una edición especial de Nintendo Switch acompaña a su lanzamiento.

Algo que puede ocurrir para jugadores poco experimentados es que los primeros compases de título se les haga algo cuesta arriba y más al no comprender las bases de rol en las que se sienta Diablo, los numerosos detalles de la historia o las múltiples mecánicas que hay que conocer para empezar a jugar. Esto puede hacerse más ameno en compañía a través de su modo online o en multijugador local con hasta cuatro jugadores dentro del escenario. Por parte de sus novedades hemos de mencionar que Diablo III llega en su edición Eternal Collection, en la que se incluyen todos sus contenidos descargables como el pack del Nigromante o Reaper of Souls. También se han incluído elementos de la franquicia The Legend of Zelda como poder adoptar a una gallina Cucco, un marco con la trifuerza, la máscara de Majora o personalizar a tu personaje para que luzca cómo el mismísimo Ganondorf.

Lo técnico, una tarea pendiente

En términos gráficos hemos de mencionar que se ha realizado un trabajo a medias para traer el título a Nintendo Switch. Este ha sido trasladado desde el resto de consolas al sistema híbrido y en el que se han hecho algunas cosas mal y otras muy bien. Por un lado comprobamos que en lo técnico no ha envejecido demasiado bien y nos trae un juego que en términos de rendimiento no conserva una tasa de FPS estable además de sufrir algunos parones en momentos concretos. El conservar su cámara bloqueada ha sido un acierto dado que estaremos jugando con sticks, haciendo la experiencia más sencilla. Sus escenarios y la variedad de lugares que visitaremos dan una nota de no estar jugando todo el tiempo lo mismo. Sus diseños de personaje son espectaculares, todo esto gracias al buen hacer de los diseñadores que trabajan en Blizzard y que ya conocen que es lo que a los jugadores les gusta y qué es lo que quieren ver.

Los contenidos exclusivos de The Legend of Zelda son sus principales novedades.

La banda sonora continúa siendo la misma que ya pudimos encontrar en la entrega original bajo la batuta de Russell Brower, todo un abonado a las franquicias de Blizzard y quien ha puesto notas musicales a Hearstone: Heroes of Warcraft, las expansiones más recientes de World of Warcraft o Starcraft entre otros. Notas clásicas con gran fuerza, sonidos que transmiten la adrenalina de las batallas y que nos introducen de manera muy eficiente en la historia y combates. Acompañan muy bien y no nos cansamos de escucharlos. En cuanto al doblaje, el título viene completamente doblado al castellano pero nosotros nos hemos encontrado ante un pequeño problema, con la obligación de tener que descargar el pack de voces por separado, viendo como el español latino sí se encuentra en el juego pero el castellano no. No es un impedimento, pero sí algo que podría haberse incluído y no está. Respecto al doblaje, contamos con las mismas voces realizando unos papeles creíbles y bien interpretados.

Una gran experiencia de rol llega a Nintendo Switch

Diablo III: Eternal Collection es un auténtico indispensable para los fanáticos del género de rol y que busquen una experiencia de este tipo en Nintendo Switch. No sólo ha llegado con todos sus contenidos sino con añadidos totalmente nuevos cómo sus contenidos basados en The Legend of Zelda, que si bien no son muy destacables sí que son un aliciente para acercar a otro tipo de usuarios. En lo técnico nos da una de cal y otra de arena, pero no resta el buen hacer en sus mecánicas jugables y en la aventura en sí. Muy recomendable para este sector de jugadores o para aquellos que busquen un título con una buena duración y que jugar sólo o acompañado.

Lo mejor:

  • La posibilidad de jugar cooperativo en local u online
  • Llega con todos sus contenidos
  • La inclusión de elementos de The Legend of Zelda

Lo peor:

  • Su jugabilidad puede resultar muy extensa a algunos jugadores
  • En lo técnico no mantiene una tasa de FPS estable
  • Debe de descargarse el doblaje castellano a parte
7.3

Notable

Historia - 7.5
Jugabilidad - 8
Gráficos - 6.5
Sonido - 7.25
27 inviernos. 23 años desde que mi madre me dio un mando de NES y comencé en este gran mundo. 10 años en el sector de la prensa del videojuego que tantas alegrías me ha dado.

Lost Password

Sign Up

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies